Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Herafid escriba una noticia?

Raúl Castro visita Venezuela

30/05/2012 17:04 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

Chávez condecoró a Raúl con el Gran Collar de la Orden del Libertador y también le entregó la Réplica de la Espada de Bolívar.

El Presidente cubano, Raúl Castro Ruz, partió de Venezuela para participar en la Cumbre América Latina y el Caribe, que se celebrará en el balneario de la Costa do Sauípe, estado de Bahía.

image

En el Palacio de Miraflores tuvieron lugar las conversaciones oficiales

En el Palacio de Miraflores tienen lugar las conversaciones oficiales donde se tratan asuntos de las relaciones bilaterales, de la compleja situación política internacional, sobre todo, la actual y conmocionante crisis financiera.

Posteriormente, se produce la clausura de la Comisión Intergubernamental y la firma de acuerdos, a la cual se incorporan el Comandante de la Revolución Ramiro Valdés, Yadira García, Jorge Luis Sierra y Fernando Acosta, ministros de la Informática y las Comunicaciones, Industria Básica, Transporte y la Industria Sidero Mecánica, respectivamente y otros representantes de organismos cubanos.

Los Acuerdos de la Comisión Intergubernamental son otra expresión de la voluntad y la decisión de avanzar en el intercambio y la cooperación, tras la firma por Fidel y Chávez del Acuerdo en el año 2000 y que ha tenido en estos ocho años un crecimiento sostenido. En el año 2009 se ejecutarán 173 proyectos conjuntos por valor de poco más de dos mil millones de dólares, con beneficios tanto para Cuba como para Venezuela.

Cuando se pensaba que ya comenzarían los discursos, el Presidente Chávez sorprende a Raúl con una emboscada, al anunciarse que se le hará entrega de la condecoración de la Orden y el Collar del Libertador. En el rostro del Segundo Secretario se percibe la emoción y la sorpresa y le responde: ‘Solo la acepto por respeto a todos los cubanos que han caído’.

No se ha repuesto Raúl de ella y Chávez anuncia de inmediato otra emboscada y le entrega la réplica de la Espada de Bolívar. Esta es la espada de libertad, de utopía y de sueños, le dice Chávez.

A partir de ese momento, el salón Ayacucho del Palacio de Miraflores se convirtió en una clase magistral de historia y una soberbia lección política que mantuvo en vilo a todos los presentes.

Impresionaron las palabras de Raúl y, sobre todo, el relato de la foto que le regaló a Chávez, de él observando ante una especie de mural dedicado a la amistad entre Cuba y Venezuela que se encontró hace 50 años en una de las compañías de la columna 18 en el II Frente y cuando en las notas de su diario apunta con premonición en septiembre de 1958: ‘Domingo 7 de septiembre de 1958.—En Venezuela hubo hoy conato de golpe de Estado, sería terrible que a Venezuela, la natural aliada nuestra en las luchas futuras, a favor de la liberación económica y plena soberanía de la América Latina. Ojalá pueda sostenerse hasta que nosotros conquistemos la libertad para ayudarnos mutuamente’.

Y terminó Raúl: Reitero, junto a Fidel, la máxima martiana, síntesis del sentimiento de todos los cubanos: ‘Déme Venezuela en qué servirla: ella tiene en mí un hijo’.

Chávez hizo una pieza oratoria conmovedora que transitó por distintos pasajes en esta larga historia de hermandad, narró diversas anécdotas que vinculan a Venezuela y a sus compañeros en particular ‘cuando Cuba era una llama en el horizonte oscuro’, como consecuencia de la agresión, y lo que vino después con las banderas del bolivarismo al pedestal más alto. Y en igual mensaje culmina: ‘Raúl, déme Cuba en que servirla, tendrá en mí un hijo’.

Todos salimos de allí orgullosos, porque, como dijo Raúl, los cubanos en Venezuela no somos ni extraños ni extranjeros, y porque, como expresó Hugo Chávez, de tanta historia vienen nuestros amores y compromisos.

Al final, ambos mandatarios y varios colaboradores compartieron la cena en el propio Palacio de Miraflores, en la que prosiguió el análisis de los diversos temas tratados en las conversaciones oficiales y sobre la una y media de la madrugada, con Chávez al timón, emprendieron el regreso hacia la residencia La Viñeta. Fue una primera jornada intensa, pero muy enaltecedora.

Me gusta:Sé el primero en decir que te gusta esta post.

Sobre esta noticia

Autor:
Herafid (9 noticias)
Fuente:
tsunamiverde.wordpress.com
Visitas:
375
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.