×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
0
Posición en el Ranking
0
Usuarios seguidores
Sus noticias
RSS
  • Visitas
    1.215.316
  • Publicadas
    2.569
  • Puntos
    0
Veces compartidas
247
¡Consigue las insignias!
Trimestrales
Recientes
Visitas a noticias
27/04/2012

Por Mauricio Manuel Reyes

Especial para Cubadebate

imageEl 1 de enero de 2012 se cumplieron 29 años del inicio de un proceso tecnológico que revolucionó el mundo de la información y las comunicaciones. Con la creación primero por el Departamento de Defensa estadounidense de la plataforma pionera "ARPANET", se fue desarrollando un proceso vertiginoso de fusión tecnológica de redes y servicios hasta lograrse la actual Internet. Entre 1975 y 1983 se realizaron pruebas de comunicación entre universidades de Estados Unidos e Inglaterra y Noruega. Desde ese momento ya se apreciaba toda una definición por el gobierno de Estados Unidos de la trascendencia que tiene Internet como elemento cultural, político, incluso militar, en función de sus intereses hegemónicos.

Hoy Internet es un evento global de intercambio humano con el ciberespacio y una posibilidad real de conexiones, sin importar las características que estas tengan. El 2011 cerró con 2 200 millones de personas conectadas a esta autopista del conocimiento, la tercera parte de la población mundial.

En esa diversidad humana que interactúa con el ciberespacio, se aprecia un incremento de la presencia de hackers atacando objetivos políticos y económicos del gobierno estadounidense y de otros países. Como respuesta a estas amenazas, las dos últimas Administraciones constituyeron un ejército ciberespacial en función de "garantizar la ciberseguridad" e imponer la ciberguerra como método de contragolpe a acciones que provengan de "naciones adversarias", estrategia que "pretenden divulgar" a partir de las experiencias de los atentados terroristas del 11 de septiembre del 2001. Sin embargo, cualquier analista sobre el tema sabe que es un diseño preconcebido mucho antes.

En febrero del 2001 se produce una audiencia en el Congreso estadounidense donde se discutió el tema de la ciberseguridad, la ciberguerra y las preocupaciones que se tenían sobre el estancamiento del Ejecutivo norteamericano en ese campo e incluso, ya se hablaba de las primeras definiciones estratégicas en torno al tema. En ese evento, el primer país que es acusado como ciberterrorista es Cuba, algo insólito. Los propios investigadores siempre se quedan atónitos frente a esas acusaciones, porque están convencidos de que la política de la Revolución se opone a invadir la soberanía de otras naciones y que la Isla no posee, en lo absoluto, una infraestructura poderosa de redes para ejecutar acciones ofensivas.

¿Cuál es la urgencia en monopolizar el ciberespacio y establecer normas preconcebidas para la comunidad internacional sobre el uso de Internet? ¿Será acaso que el padre de la criatura ahora le teme o quieren arreciar su control?

El 5 marzo pasado el sitio digital estadounidense "Technology Review" publicó un artículo que el portal Cubadebate divulgó bajo el título "Departamento de Defensa quiere un mayor control sobre Internet", en el que se expresa: "Si bien es cierto que el Departamento de Defensa de Estados Unidos financió las investigaciones que condujeron a la creación de Internet, fue la innovación espontánea y libre la que creó el conjunto de tecnología privada que conforma esta plataforma en la actualidad. Ahora el gobierno de Estados Unidos está intentando recuperar algo de control, mientras se adapta a una era en la que los ciberataques contra empresas y agencias gubernamentales estadounidenses son algo habitual".

Más adelante señala que "representantes de la Casa Blanca, el Departamento de Defensa y la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) han afirmado que para salvaguardar los intereses de Estados Unidos ellos debían adoptar un papel más activo en el gobierno de lo que ha sido un recurso puramente comercial y civil. Pero a algunos expertos les preocupa que la influencia cada vez mayor de organizaciones militares y de defensa sobre el manejo y desarrollo futuro de Internet comprometa la libertad que la ha convertido en un éxito".

Si analizamos con profundidad la Estrategia Internacional para el Ciberespacio que aprobó el presidente Obama el pasado año podemos evaluar varios componentes que evidencian la intención de dominar cada vez más el mundo virtual, como ha pretendido apropiarse del universo real. En esa maniobra el gobierno de Estados Unidos establece varios preceptos sobre los que debemos alertar:

1.- Se atribuye el derecho de liderar la regulación internacional sobre la seguridad de la Red Global, imponiendo patrones organizativos y normas de comportamiento a naciones sobre el empleo del ciberespacio, bajo el pretexto de facilitar la acción política contra individuos, grupos, entidades o países que "promuevan el cibercrimen", contra su soberanía o la de sus aliados. Considera que las regulaciones establecidas por los Estados para cerrar brechas en este campo no han sido las más idóneas.

2.- Bajo el principio del "derecho de autodefensa", promueve la doctrina de ataque sobre los "adversarios" que amenacen su ciberespacio, mediante la adopción de medidas informáticas, diplomáticas, económicas y militares.

3.- En su contenido establece que combinarán estrategias de defensa, aprovechando las alianzas militares establecidas con otras naciones. Bajo la llamada cooperación transfronteriza, maneja la posibilidad de crear capacidades cibernéticas en terceros países para "apoyar" la protección multilateral de redes digitales.

4.- Incluye la dimensión sobre la "libertad en Internet", en la que se compromete a apoyar actores de la "sociedad civil" en el logro de "plataformas confiables" para "expresar opiniones, compartir información, supervisar elecciones y organizar movimientos políticos".

5.- Su divulgación en el 2011 estuvo sincronizada con la activación del Cibermando, estructura con capacidad operativa total y con la doble misión de dirigir ciberoperaciones ofensivas y defensivas, preparado para enfrentarse a cualquier confrontación en la red global e implantar un sistema planetario bélico a través del ciberespacio.

6.- Considera los ataques preventivos, en tiempo real, como parte de la estrategia de ciberdefensa, que conciben la destrucción de la red de ordenadores del enemigo en ultramar; atacar y explotar sus sistemas de información mediante el engaño, la negación o la afectación directa, así como violar la soberanía de las naciones de donde provenga la amenaza para eliminar los riesgos a la seguridad de las infocomunicaciones estadounidenses.

¿Acaso será necesario que el gobierno de Estados Unidos establezca una doctrina de guerra en Internet para controlar a sus "enemigos", cuando es precisamente el inventor, dueño histórico y omnipotente de esta plataforma? ¿Qué desarrollo digital quiere supervisar una nación que ha logrado monopolizar las áreas esenciales de la infraestructura de Internet, las industrias de ordenadores de alto rendimiento, los sistemas operativos, tecnologías de bases de datos y las bibliotecas de la información? Esto le ha permitido el macrocontrol sobre la arquitectura virtual global para manipularla a su antojo.

Un reportaje de la revista norteamericana "Wired", especializada en análisis sobre las tecnologías de las infocomunicaciones, afirma que hasta 20 mil millones de millones de contactos a través del ciberespacio han sido interceptados y almacenados por la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) de Estados Unidos desde el año 2001. Añade que este gobierno construye "el centro de espionaje más grande del mundo" denominado Utah Data Center (UDA), que bajo una inversión de 2 mil millones de dólares y previsto inaugurar en septiembre del 2013, pretende almacenar todo lo recogido en más de una década.

Hay políticas muy claras y bien definidas en todos estos esquemas del gobierno estadounidense para implantar la guerra y la subversión utilizando Internet. Basta con leer las recientes declaraciones al respecto de Leon Panetta, secretario de Defensa de los Estados Unidos y ex director de la CIA: «Lo cierto es que existe la capacidad cibernética de tumbar nuestras redes eléctricas, o de paralizar el sistema financiero de nuestro país. Y creo que tenemos que estar preparados para defendernos y para ser agresivos». Esto se traduce en la intención de Washington de tratar de hacer ver a la humanidad que la Ciberguerra se alza como una nueva amenaza universal, con lo cual podrían justificar los cientos de millones de dólares en su eventual combate, y de paso se hacen ricos muchos contratistas que lucran con esta nueva "estrategia del miedo".

Un teclado en vez de un gatillo; cursor en vez del punto de mira; pantalla en vez del campo de batalla; bites en vez de balas. Así se ve la nueva amenaza: la guerra cibernética. ¿Cómo debería responder un Estado a un ataque del que no está clara la procedencia, ni la autoría en un mundo virtual, donde transcurre una parte cada vez mayor de las vidas de la personas y también de la vorágine de empresas e instituciones a nivel global? No existen organismos de defensa, ni tratados, ni acuerdos de cooperación que actualmente regulen o prevengan de la manera más colegiada, justa y equilibrada la respuesta a un incidente de este tipo. Sólo los "dueños del mundo" se erigen con la teoría y soluciones extremas de convertir a Internet en un teatro de operaciones militares. Cualquier incidente en su contra pudiera provocar el disparo de misiles o simplemente paralizar las estructuras críticas de una nación "sospechosa".

En este escenario, las naciones que apuestan por sociedades más justas y participativas, tienen una opción: No temerle a las intimidaciones de un imperio que desde su nacimiento ha practicado la intimidación en todos los frentes.

Cuba sufre un bloqueo económico y comercial sin precedentes en la historia que le ha impedido, entre otras cosas, alcanzar grandes avances en los accesos a Internet, porque se le niega la tecnología de punta y el ancho de banda necesario. Sin embargo, en el campo de las ideas tenemos un elevado potencial que permite asumir el reto que significa el enfrentamiento ideológico a teorías hegemónicas y estrategias bélicas en el campo virtual. En ese empeño se deben involucrar todos los cubanos e instituciones con posibilidades a su alcance para compartir la información y defender la paz plena en la Red Global.

Es un reto aprovechar las potencialidades que representan los más de 2 millones de graduados en cursos sobre cultura informática en la comunidad a través de 604 Joven Club de Computación en el país, y la gran masa de universitarios y técnicos que cursaron carreras afines; emplear las computadoras conectadas en red que sobrepasan el medio millón y las más de 500 mil páginas cubanas en el ciberespacio, los 2, 6 millones de usuarios de servicios de Internet y los más de 600 mil con navegación plena a esta plataforma.

Los que aprecian que se deben aunar esfuerzos en este campo tienen que estar convencidos – como dijera recientemente el Comandante en Jefe Fidel Castro en el encuentro con prestigiosos intelectuales del mundo – que "Internet es un instrumento revolucionario que permite recibir y trasmitir ideas, en las dos direcciones, algo que debemos saber usar".

Recientemente la periodista Rosa Miriam Elizalde expresó en uno de sus artículos:

"Quienes se asoman al pensamiento de Fidel distinguen, por encima de otras muchas cualidades, su obsesión por la igualdad. Con la Internet vio una posibilidad extraordinaria de poner a todos los seres humanos en una ribera común para el conocimiento. Él asumió el estudio de la Red desde una perspectiva de inclusión, de generalización del uso de esa tecnología y de extensión de la obra cultural cubana. Basta revisar sus discursos de los últimos diez años para confirmar cuán tempranamente Fidel entendió que un mundo estructurado en torno a las relaciones de acceso produciría un tipo muy diferente de ser humano, y que sus valores dependerían de la diversidad de recursos y experiencias culturales que este pudiera adquirir. Estados Unidos tiene más de 68 millones de kilómetros de fibra óptica, y nosotros con mucho menos, vamos a hacer diez mil veces más, porque lo que tienen lo subutilizan. Nosotros podemos darle un uso más inteligente y colectivo".

Por el camino de la lucha de las ideas y en defensa de los valores debemos andar los más indefensos ante tan poderosas estructuras tecnológicas y doctrinas desafiantes. Mientras exista imperio, habrá supremacía del enemigo en todos los frentes menos en aquel de la virtud, esa que caracterizó al pequeño David para enfrentar al gigante Goliat. Los revolucionarios del mundo tenemos un desafío inmenso, convertir el ciberespacio creado por los poderosos en una herramienta a favor de la emancipación humana.

Share this:Me gusta:Sé el primero en decir que te gusta esta post.

Más recientes de Lapolillacubana

#Obama buscando un espaldarazo en La Habana

#Obama buscando un espaldarazo en La Habana

Por Ángel Bravo / Especial para Con Nuestra América A raíz del anuncio de Barack Obama de visitar Cuba en el mes de marzo, se ha desatado todo tipo de opiniones en los medios 14/03/2016

La visita de #Obama a #Cuba y los derechos humanos #DDHH

Por Arnold August El tema de los derechos humanos, dentro del contexto de las relaciones Cuba-EE.UU., ha reaparecido en vísperas de la visita del presidente Obama a la Isla. El 2 de marzo, en Ginebra, Antony J. Blinken, secretario de Estado adjunto del Departamento de Estado de los EE.UU 14/03/2016

Berta Cáceres, el terror de nuevo signo

Berta Cáceres, el terror de nuevo signo

El asesinado de Margarita, Berta y Tomás no es el mero resultado de una campaña de terror en el marco de una contrainsurgencia anticomunista 14/03/2016

Los Hijos de la Mala Hierba... In memoriam de Berta Cáceres

Escuché la noticia en el Hospital, y la pasé a mi joven médico, estudiante de la ELAM y... hondureño. Juntos compartimos este dolor... Comunicado de POETAP (Poetas de la Tierra y Amigos de la Poesía) "En nuestras cosmovisiones somos seres surgidos de la tierra, el agua y el maíz 13/03/2016

Un pueblo diplomático

Un pueblo diplomático

¿¡Oba-MITO, abajo el bloqueo, libertad para Ana Belén Montes y Oscara López, elimina las sanciones contra Venezuela!! AH, y bienvenido Desde mi ínsula FOTO AVN Por Vincenzo Basile La suerte está echada. Y parece que nada ? ni nadie ? la puede cambiar 11/03/2016

Mostrando: 1-5 de 2.568