Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Lapolillacubana escriba una noticia?

Mujer

24/08/2013 01:28 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Gracias a la colaboración de Gonzalo Sabina Rodríguez, un nuevo lector de nuestros blogs:

Este bello texto anónimo dedicado a La Mujer viene muy bien para la ocasión de este Aniversario previo al IX congreso de la FMC; lo escribió un canario, preso político republicano, que estuvo en las cárceles franquistas en Gran Canaria (Lazareto-Gando) y Tenerife (Prisión de FYFFES), en los años de la Guerra Civil española (1.936-39). Pertenece a un libro, Antología de las Musas Cautivas, editado por el Centro de la Cultura Popular Canaria, que compendia unos textos manuscritos que "escaparon" clandestinamente de la prisión y estuvieron perdidos más de 50 años. Aparecieron en Venezuela y han sido recuperados para servir a la Memoria Histórica del pueblo canario. Espero que les guste:

Mujer...

Yo te saludo inclinándome levemente ante tí, y rozando suavemente con mis labios tu mano.

Porque eres Madre.

Porque eres Hermana.

Porque eres Compañera.

Porque eres, en una sola persona, el compendio de la gracia, la belleza, la ternura y el amor, cuando brilla en tu frente la inteligencia y tu corazón se quema en nobles sentimientos.

Mujer...

Venero en tí a mi madre, porque si no eres madre lo serás algún día, ya que eres la fuente de la vida.

Amo y respeto en tí a mis hermanas, porque las tengo y me gustaría verlas amadas y respetadas por los demás hombres, y porque tú tienes, probablemente, hermanos que son hombres semejantes a mí, y desearán para tí lo mismo que yo deseo.

Y como compañera del hombre elegido por tu corazón, te admiro y te respeto, como deseo sea respetada y admirada por los demás hombres, la dulce y adorable mujer que yo elegí para madre de mis adorados pequeñuelos y compañera de mi vida.

Mujer...

En tus manos tienes la blanda cera de la que van saliendo las generaciones que forman la humanidad.

Sé digna artista de la obra más bella que podamos concebir: el Hombre.

Modela su cerebro para las ciencias, para las artes, para las industrias, y si en tus manos está, no tuerzas su inclinación cuando quiera dedicar su vida y sus esfuerzos a cualquier actividad con que pueda cooperar al Bien Común.

Hazlo así.

Pero modela también su corazón para el bien, para el amor, para la fraternidad.

Instrucción sin educación, es fruto sin madurar. Produce más mal que bien.

Haz que germine también, en su tierno corazón, el amor a la Naturaleza.

Deja que su alma se extasíe ante los oros de la aurora y las púrpuras del atardecer.

Estimúlale a que recree su espíritu contemplando los bellos paisajes marinos, con sus aguas alborotadas o tranquilas, los no menos admirables paisaajes campestres con sus bosques, montañas y llanuras, donde pacen los rebaños, gorjean los pajarillos y cantan juguetonas las cristalinas aguas de fuentes y arroyuelos, y donde rios y lagos semejan enormes espejos en que se reflejan las montañas y las nubes, los bosques y las ciudades.

Haz que se incline a contemplar las humildes margaritas y amapolas que embellecen los sembrados, la nítida azucena y la espléndida rosa que adornan los jardines, y que, elevando su mirada al espacio infinito, contemple los innumerables astros que giran armónicamente cumpliendo leyes universales.

Mujer...

No te olvides de enseñarle a cuidar su frágil cuerpo. ese cuerpo de armoniosa líneas, tanto si es varón como si es hembra, formado por tí con besos y caricias, las que después de darle a luz, continúas prodigándole al mecerle en tus brazos con amor y embeleso.

Enséñale a aborrecer los vicios: alcoholismo, tabaquismo, prostitución y los juegos de azar, que desprestigian y corrompen su espíritu y su cuerpo.

Acostúmbrale a poner en contacto su piel desnuda con el agua, con el sol y el aire, desde pequeño y diariamente; a que predomine en su alimentación elementos del reino vegetal, y a hacer la necesaria gimnasia respiratoria y muscular, sin exageración, a fin de que se críe sano, fuerte y bello.

Mujer...

¡¡ Sé madre y sé maestra y sé buena compañera !!

(Fin)

Un abrazo fraternal y solidario a todas las mujeres.

About these ads div.wpa>div { margin-top: 1em; } Share this:

Sobre esta noticia

Autor:
Lapolillacubana (2569 noticias)
Fuente:
elblogdelapolillacubana.wordpress.com
Visitas:
288
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.