Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Lapolillacubana escriba una noticia?

Daniel Chile: "Hago las historias que me gustaría ver en el cine de mi país"

10/01/2014 02:07 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Por Ailyn Martín Pastrana

Fotogramas: Cortesía del entrevistado

Cada vez son más los jóvenes directores que engrosan el movimiento audiovisual cubano. Espacios como la Muestra Joven ICAIC, el Almacén de la Imagen o el Festival IMAGO, muestran la obra de aquellos que se inician. Cubacine intercambia ahora con uno de estos realizadores sobre su más reciente cortometraje de ficción. Daniel Chile, director de Tarde para Ramón (2013), comparte con los lectores aspectos del proceso de realización de este material, así como sus principales inquietudes artísticas. Además, anuncia que el corto se estrenará a principios de febrero en el Multicine Infanta.

"Ramón tiene un pasado muy oscuro que le taladró completamente su vida y le quiebra el presente. Él está angustiado todo el tiempo por el conflicto que tiene con su hija. El corto es un viaje espiritual hacia ella, hasta que finalmente la encuentra", comenta Chile respecto del material que será visto próximamente por el público habanero.

Tarde para Ramón (2013), de Daniel Chile

En Tarde para Ramón resalta ―y se agradece― la presencia de un Jorge Perugorría alejado de la pose varonil y sexy que han construido reiteradamente otros directores. El protagonista que nos propone este material luce demacrado, de vuelta de casi todo en la vida. Sin embargo, Chile confiesa que no se propuso cambiarle la imagen al intérprete. "Lo escogí porque me parecía que daba el personaje. Le presenté el guion y le interesó la historia. Él estaba muy presionado con la preproducción de su largometraje Fátima o el parque de la Fraternidad, pero aceptó. Me gustó mucho trabajar con él porque se entrega completamente al trabajo".

Aunque Chile cuenta hasta el momento con tres cortometrajes de ficción (Tres puntos, 2008; Túnel, 2010; y Tarde para Ramón) ha tenido la posibilidad de dirigir a grandes de la pantalla cubana como Broselianda Hernández, Omar Franco y René de la Cruz (hijo).

Igualmente, los noveles actores tienen una presencia sustancial en sus materiales. Por ejemplo, "Túnel fue la tesis de graduación de Amanda Fariñas. Creo que es bueno trabajar con profesionales del medio, pero hay jóvenes muy talentosos". Túnel está protagonizado, además, por el actor Yaniel Castillo, quien interpreta a Javier, joven universitario que sostiene una turbulenta relación con Deborah (Fariñas). La obra recrea cómo esos muchachos pierden el rumbo de sus vidas al adentrarse en el mundo de las drogas.

"No me parece bien enjuiciar a mis personajes, siento que es el público quien debe decidir la postura que va a tomar ante los personajes. Intento que en mis películas los espectadores se queden pensando en lo que vieron y escojan de qué lado ponerse ante los conflictos que se plantean", puntualiza Chile.

Túnel fue presentado en el Festival IMAGO; el Festival de la Asociación Cubana del Audiovisual; el Festival Internacional de Cortometrajes y Escuelas de Cine "El Espejo", Bogotá, Colombia; el Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano (Sección "Hecho en Cuba"); y el Almacén de la Imagen, Camagüey, donde se alzó con el Premio a la Mejor Dirección de Arte.

La interpretación es una especialidad que toca muy de cerca a este director, quien se graduó de actuación en la Escuela Nacional de Arte (ENA). Según alega, "esa preparación fue fundamental, porque como actor hice teatro español, norteamericano, etcétera. Fui dirigido por muy buenos profesores y, luego, por directores de la escena cubana. Mi tesis, la obra de teatro Por gusto, estuvo escrita y dirigida por Abel González Melo (Vendré mañana a despedirte; El hábito y la virtud; Chamaco). Fue una gran experiencia. Ver dirigir a otros directores fue, inconscientemente, algo muy importante para mi trabajo posterior".

Daniel Chile, Jorge Perugorría y Roberto Chile en el rodaje de Tarde para Ramón (2013)

Al ser interrogado sobre la dirección de actores en Cuba, Chile valora que "si bien contamos con buenos profesionales, algunas veces no logran trasmitirnos determinadas sensaciones o emociones. Creo que no es un problema de los actores, sino de los directores. Es algo muy complejo, pero esencial para cualquier película, porque los actores son una pieza clave en el cine: son ellos quienes permanecen en la sala oscura con los espectadores".

Hasta el momento, ha asumido la escritura de sus trabajos, aunque confiesa que en el futuro le gustaría contar con un guionista profesional, pues se considera más bien "un realizador que escribe. Me encantaría trabajar a cuatro manos o filmar la historia de otra persona, pero hasta el momento no ha surgido la oportunidad. Normalmente, me demoro al realizar los cortometrajes por la escritura del guion porque ―más allá de que la historia guste o no― la narración no debe tener puntos débiles y los personajes deben estar bien armados. Es un proceso muy difícil".

Acerca del lugar que le concede a su faceta de guionista en el futuro, el entrevistado responde con mucha seguridad: "No me veo escribiendo mi primer largometraje, ahí sí me gustaría contar con un guionista. No me interesa ese cine de autor donde yo escribo y dirijo. Tal vez crearía el argumento a partir del cual se base el guion, pero sólo eso".

Si bien su filmografía es escasa hasta el momento, ya es posible vislumbrar algunos de los temas que le interesan: la violencia ―sobre todo sicológica― y la soledad. "Me obsesionan los personajes angustiados por alcanzar algo o alguien que los complete; personajes que atraviesan zonas oscuras de su vida para obtener su felicidad. Algunos pueden pensar que me gustan las historias pesimistas, pero esas son las que me llegan. Aunque muchos realizadores lo dicen, no creo que sea un cliché: hago las historias que me gustaría ver en el cine de mi país".

Otro aspecto central en el trabajo del entrevistado es su inclinación por los finales abiertos, como se constata en Túnel y Tarde para Ramón. "Me gusta el término medio en el cine: no hago mis películas con finales muy obvios; pero tampoco pretendo que sean demasiado sugerentes, porque no es el cine que me llama la atención. Creo que debe haber algo de obviedad, sin que ello implique que se lo mastiques todo al espectador; pero las historias tienen que estar bien narradas, tienen que contar claramente lo que están pasando."

Sobre el proceso de preproducción, Chile subraya que concede gran importancia a esta fase del trabajo. Presta especial atención a la elaboración del story board y durante la filmación trata de hacer la menor cantidad de concesiones posibles. "Me gusta que en mis películas haya algún plano que sorprenda al espectador, pero sin caer en efectismos innecesarios".

Por otra parte, en los créditos de sus dos cortos más recientes figura Roberto Chile, documentalista cubano y padre del entrevistado. Antes de reseñar cómo es coincidir ―y dirigir― en el set con alguien tan cercano, el joven se toma un momento: "Es cierto que mi papá es Roberto Chile, pero cuando trabajamos en mis cortos él es el director de fotografía. Siempre hacemos esa separación. Las personas que han trabajado con nosotros lo han visto. No es incómodo en lo absoluto, él se adapta a mis story board, los respeta, me da su criterio... Nunca he sentido tensión al trabajar juntos, hasta el momento ha sido muy orgánico".

Chile (padre) tiene una larga trayectoria como fotógrafo; sin embargo, el cortometraje Túnel constituye su primera incursión en el género ficción. "Quería darme el gusto de que su primer trabajo de este tipo fuera conmigo", alega Daniel.

Como colofón de su encuentro con Cubacine, el realizador adelanta detalles de los proyectos que le mantienen ocupado por estos días. "Estoy trabajando en el guion de otro cortometraje. Será totalmente distinto a las cosas que he hecho hasta ahora: algo más íntimo, sin tanto movimiento. También pienso escribir más adelante el argumento de un largometraje. Me gustaría hacerlo junto a un guionista, quisiera vivir la experiencia de escribir a cuatro manos un guion".

(09 – 15 / 01 / 2014)

Cubacine © versión alpha 1.0

Director: Roberto Smith de Castro

Coordinadora General: Silvia Durán Molina

Editora: Mabel Olalde Azpiri

Periodista: Ailyn Martín Pastrana

Webmaster: Mirla Leal Villoro

Contáctenos

Share this:

Sobre esta noticia

Autor:
Lapolillacubana (2569 noticias)
Fuente:
elblogdelapolillacubana.wordpress.com
Visitas:
161
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.