Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Chaville escriba una noticia?

"Concedo bajo protesta"

17/02/2018 15:15 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Propongo suspender por un tiempo el Premio Nacional de Poesía Nicolas Guillén, por todas las obras de máxima impropiedad poética como se están publicando hace años

" CONCEDO BAJO PROTESTA "

Ganar el Concurso Nacional de Poesía " Nicolas Guillén " hoy en día es tan fácil para los malos poetas, como ganar una competencia nacional de chusmeria a cualquier muchacha de cualquier Centro Municipal de Segunda Enseñanza en Ciudad de la Habana. Son ordenes que están luchando cada vez mas por diferenciarse menos. Propongo que se suspenda por un tiempo el Concurso Nacional de Poesía Nicolas Guillén por el vituperio que este esta haciendo del buen nombre del Poeta.

No se sabe en qué consiste el quid del arreglo, la patraña, o el complot paraliterario en favorecer mañosamente con una voluntad de destrucción una parcela tan importante de la cultura cubana como es la poesía, pero ese es el efecto que esta haciendo. A esa mole imponente del problema se refiere muy cautelosamente el poeta galardonado por este concurso en el año 2016 : José Rolando Rivero con su libro "Bosques Fractales", cuando dice con una sutileza tan cubanamente ambientada, que no conozco una patada mas dura envuelta en celofán : "/abandona el peso--la gravedad--/ quema horada/ haz que se hunda/ olvida el ángulo / en que coinciden un sabor, un olor/, un cuerpo, unos cuerpos/ borra lo escrito/ destruye la imagen/ lo inmóvil, -- lo irreversible--/no pertenezcas, no permanezcas /--desconéctate--deja todo atrás/ descubre esa imposibilidad del aire/ cuando abandonas/ definitivamente./ [ "lastre". en "Bosques Fractales" p.37 ]

Aunque es bastante alentador que el premio del 2016 haya recaído en un poeta que no es propiamente un depredador de la poesía, sino un buen poeta ; este avileño, sin embargo de una personalidad socarrona, es un perpetrador, y de los peores, porque luego de demostrar que es capaz de escribir una admirable poesía en la primera parte del libro, hace extensiva su solidaridad en forma y contenido, en la segunda parte, con la corriente más trans gresora de los llamados " novísimos", donde el canon sufre las peores vejaciones, demostrando que el también comparte la voluntad de hacer tabla rasa de todos los valores venerables en que se ha fundado históricamente la poesía, para sumarse a un proyecto de destrucción que en lo social abandera la mujer en Cuba, donde la mayor querencia, como dice muy elocuentemente el mismo poeta, es " el silencio contra la vida amarga" [ "Bosques Fractales" p. 85 ]

¿Que va a pasar cuando estos poetastros se conviertan en jueces con la salud de la cultura cubana, si ya de por si anda mal?

Trabajar por sobrevivir a nuestra sensibilidad es el mayor destino de los artistas, y todo lo que se haga en contra de eso, se hace de una forma o de otra contra el pueblo iletrado. No entiendo qué tipo de sociedad están construyendo unos auspiciadores que promue ven concursos en los cuales, por largos años se ha premiado a autores que no solo se caracterizan por la antipoeticidad que diagnosticó un Galvano dela Volpe, sino que atacan el corazón de la cultura judeocristiana con tanta saña y desvergüenza como este laureado que en "mind games" ( obstrucciones ) parece ignorar lo que tantas veces en sus últimos años no se cansó de repetir el Comandante en Jefe : que los valores del socialismo eran los mismos de la cultura cristiana, y por tanto una agresión contra esta era un atentado contra aquel. Aunque esta última consecuencia no la mencionó nunca el líder cubano, por lo cerca que se sentía de un estraperlo politico practicado por el mismo, automáticamente, esto pone en duda la sinceridad de los pomposos homenajes a la memoria de Fidel Castro.

En estos momentos de lucha desesperada por la máxima inclusión social, en que el país se debate por reivindicar la voz de las débiles posiciones materiales, ¿qué objetivo sociocultural mas perverso que este que cumple el poema "battlefield" ( campo de batalla, p. 49 ), donde el poeta aboga por llamar a la participación social " ruido tan triste de entrar en el otro", para seguidamente insinuar si no sería insensato fracturar el orden que se está imponiendo imperceptiblemente por su imposibilidad ( de concatenarse con las acciones reales de la vida ), es decir, el seudo orden de ascendencia femenina que tanto estrago esta causando en la sociedad cubana. :

//acaso--el sinsentido-- sea esto // la fractura del orden // apenas perceptible// en su imposibilidad//

Aunque ya el problema de la poesía se ha convertido en una debacle mundial, debemos de hacer algo por detener ese estropicio contra el que segura mente hubieran reaccionado tantos poetas valiosos cubanos de haber estado vivos y fuertes todavía.¿Que va a pasar cuando estos poetastros se convier tan en jueces, que por ese camino van, con la salud de la cultura cubana? Este año el Premio de Poesía Nicolas Guillén volvió a premiar otra charranada, que aunque no hemos leído aún, " El País de la Siguaraya " de Yamila Medina Rios, nos atrevemos a anticipar o adivinar el desparpajo de sus líneas que ni siquiera versos se pueden llamar, pues a pesar de ser tan joven ha sentado importantes hitos en la labor de destrucción de la cultura cubana. Si estuviera equivocado, me sobraría el valor para disculparme. Raul Morin 14 Febrero 2018 11:20 A.M.

No se sabe en qué consiste el quid del arreglo, la patraña o el complot literario que favorece mañosamente semejantes resultados, que no deben de provenir de jueces normales


Sobre esta noticia

Autor:
Chaville (57 noticias)
Visitas:
281
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.